Translate

martes, 7 de septiembre de 2010

La voz: Joaquín Soler Serrano

Ha muerto a los 91 años Joaquín Soler Serrano. Con él desaparece una generación de periodistas que sabían que la voz formaba parte del mensaje. Una generación que venía de la radio y que por lo tanto dependía de la voz para expresarlo todo. Su voz educada, profunda, su forma de articular cada palabra correctamente y la educación con la que hablaba lo convirtieron en una especie extinguida. Los gran mayoría de los locutores actuales hablan como ametralladoras, no son capaces de terminar una frase sin interrumpirse y qué decir de formar subordinadas. Y es que Joaquín Soler Serrano vocalizaba, un arte prácticamente extinguido y subestimado por el periodismo y que solo algunos actores dominan.

El programa A Fondo es el gran recuerdo que tengo de Joaquín Soler Serrano. Un serie de entrevistas a escritores, pintores y artistas de habla hispana realizadas en los años setenta, aún en blanco y negro. Dos entrevistas memorables: una a Josep Pla, escritor del que no queda ningún otro testimonio en televisión, y la entrevista a Salvador Dalí. En esta sorprendente entrevista, Dalí muestra que es un gran conocedor de la pintura de los grandes maestros a los que admira y que ama la pintura. Se revela también como un curioso y conocedor de temas científicos. En esta entrevista Dalí está serio, cuerdo e inteligente. Una faceta que no mostraba a menudo, cuando estaba en su personaje.

Le atribuyo a Joaquín Soler Serrano el que fuera capaz de hablar de hombre a hombre con Dalí, poniéndose en un segundo plano y estando informado de la obra y de la biografía del entrevistado. Ay, documentarse bien, otra gran virtud junto con la voz educada que tanto se echa en falta en el mundo de la abundancia y el exceso de información.

Un fragmento:

lunes, 6 de septiembre de 2010

El sonido de la máquina de escribir

Una alegre y bien ejecutada versión de la simpática composición La máquina de escribir de Leroy Anderson por Martin Breinschmid con la orquesta de Viena.
La incorporación de la máquina de escribir como instrumento musical fue una gran novedad en 1950 cuando Anderson compuso esta pieza pero en este momento el sonido de la máquina de escribir es tan ¨clásico¨ como el sonido de la tuba o el contrabajo. Hay ya generaciones que no han oído nunca este sonido. Tempus fugit.

miércoles, 1 de septiembre de 2010

La reinvención del vídeoclip musical


Ahora interactivo y sin necesidad de televisión.

En este sitio The wilderness downtown los autores han usado la última versión de HTML (5) para hacer un montaje interactivo. Se puede cambiar la ciudad que muestra el vídeo al gusto del espectador. En realidad, se trata de introducir la ciudad en la que uno ha crecido.
En este ejemplo he puesto Barcelona como entorno pero podría ser Nueva York, Moscú o cualquier ciudad que tiene Street View de Google.
Esta website solo funciona con Google Chrome. Antes de iniciar hay que bajar Google Chrome.

Copiar y pegar esta dirección en la barra de dirección de Google Chrome:

http://www.thewildernessdowntown.com/#Barcelona,+Espana