Translate

miércoles, 18 de marzo de 2009

Más imágenes urbanas: Louis Davids

El lunes pasado fui al ayuntamiento de Rotterdam para una gestión. Al salir, fui a parar a la Zandstraat.

En medio de la calle hay un elepé de grandes dimensiones, roto por un lado. La ciudad que se rompió recuerda a uno de sus hijos predilectos. Un hijo tan lejano ya como un extraterrestre. Louis Davids representa un arte, un tiempo, un Rotterdam que ya no existe y apenas se recuerda.

Monumento a Louis Davids en la Zandstraat de Rotterdam

Louis Davids nació en la misma Zandstraat en el 1883. Este artista de Rotterdam era muy famoso en los años treinta por sus interpretaciones y sus canciones. Es el género que en Holanda llaman klein kunst, el pequeño arte. El 'pequeno arte' o cabaret era muy popular antes de la Segunda Guerra. Louis Davids fue su gran representante. Sus años de gloria fueron entre el 1931 y el 1938 cuando era la estrella del Kurhaus, el famoso teatro y casino en Scheveningen, en la playa de La Haya. Allí se hacía el mejor cabaret no solo de Holanda sino también del Norte de Europa.

Kurhaus, Scheveningen

La razón era que muchos artistas judíos que no podían actuar en Alemania o en Austria durante los años treinta, encontraron refugio en el teatro de Scheveningen. Louis Davids apoyó y ayudó a muchos de estos artistas y apadrinó a otros que luego se fueron famosos como Wim Kan.
En los años cuarenta muchos de los artistas tanto holandeses como inmigrantes fueron arrestados, deportados y asesinados en los campos de exterminio nazi. No fue este el caso de Louis Davids, el cual murió de asma en el 1939. Quizás fue una suerte porque dos de sus hermanas murieron en el 1943 en el campo de Sobibor.

Espero que cuando yo no esté, mis canciones queden en el recuerdo.

Una de sus canciones más famosas es Si has nacido diez céntimos nunca serás un real. Esta expresión holandesa se podría traducir como: algunos nacen con estrella y otros estrellados. Una noción bastante fatalista de la vida pero que reflejaba el sentimiento popular de la clase trabajadora, la cual se sentía más identificada con la música de Davids. Aún no había llegado a Holanda el plan Marshall, la reconstrucción del país, la bonanza y la prosperidad de los años cincuenta y sesenta que propiciaron una movilidad social desconocida en la época de Davids.

En este vídeo Louis Davids canta esta canción. También se pueden ver imágenes del Rotterdam de la época (1937).


Algunos no creen en su destino
sudan y se esfuerzan
Yo les digo: "Piensa que no importa lo que hagas,
siempre ocurre lo que tiene que ocurrir".

Si has nacido diez céntimos
nunca llegarás a ser un real.
No importa que hables griego, latín y otras veinte lenguas,
Tranquilo, la vida te atacará.
Te imaginas que tienes las riendas
pero en realidad la vida te zarandea de un lado a otro.

Si has nacido diez céntimos
nunca lleagarás a ser un real.

Si eres un tipo al que Fortuna ama,
todo lo que tocas se convierte en oro y brillo.
La vida es una lotería que siempre se pierde
si tienes cara de NO.

5 comentarios:

Petrus Justus dijo...

El videoclip (avant la lettre) es genial. Me encanta ver que existian ya en los anos treinta esos aparatos para vender comida "del muro" (uit de muur eten).

Anónimo dijo...

Muchas gracias Eugenia.

Soy María de nuevo ( muchas ganas, poco tiempo). Me encanta tu blog.

Eugenia dijo...

Hola Petrus,
Yo tampoco sabía que existían hasta que lo vi este vídeo. A veces parece imposible que Rotterdam hubiera sido en su momento una ciudad al estilo de Amsterdam.

Eugenia dijo...

Hola María, encantada de verte por aquí de nuevo.
Abrazo,
Eugenia

Eugenia dijo...

Hola Petrus,
Yo tampoco sabía que existían hasta que lo vi este vídeo. A veces parece imposible que Rotterdam hubiera sido en su momento una ciudad al estilo de Amsterdam.