Translate

domingo, 14 de abril de 2013

Procrastinación

Cuando yo era pequeña, allí por el 68, era capaz de tragarme todo un Por tierra, mar y aire con tal de no ponerme a hacer los deberes de colegio. En los años noventa, cuántos escolares se han quedado viendo repeticiones de Se ha escrito un crimen para no ponerse a hacer els deures. Pero ahora sí que se ha metido el diablo en casa. Facebook ofrece una forma endemoniadamente rápida a los escolares de evadirse de sus deberes y a los adultos de las tareas dificiles.
Consultar el correo electrónico se ha convertido en una operación tan lenta como bajar al vestíbulo a ver si tengo una carta en el buzón. No, amigos, esto es el arma del diablo. Ochenta millones de usuarios están dejando de hacer cosas importantes para consultar por enésima vez Facebook para contar los likes.

La nueva palabra del siglo XXI es procrastinación.

No hay comentarios: